Transición a la jubilación: hacer el gran cambio
Anterior

La transición de trabajar a vivir de sus ahorros de jubilación puede ser desconcertante, pero un plan financiero detallado puede ayudarlo a hacer el cambio con gracia.

El cambio de la fase de trabajo y ahorro de su vida a la fase de jubilación y gasto puede ser una montaña rusa emocional y financiera. Y el tiempo inmediatamente alrededor de ese cambio puede poner a prueba incluso al inversionista más experimentado.

Muchas personas se sienten perdidas cuando renuncian a su identidad profesional, sin mencionar su cheque de pago regular. Al mismo tiempo, las demandas financieras de la jubilación pueden ser difíciles de comprender. Muchas personas experimentan inquietud por la inversión en la víspera de la jubilación y desean bloquear todo su dinero de inversiones como acciones, bloquear todo en la seguridad de las cuentas bancarias y en los bonos, dice Tracey Armitage, Gerente Regional de Administración de Cartera de Regions.

"No necesitará todo su dinero el día en que se retire; lo irá retirando lentamente en el transcurso de entre 20 y 40 años", señala ella. Es por eso que tratar de eliminar todos los riesgos en su cartera antes de la jubilación puede crear sus propios riesgos. En particular, es posible que los retornos de su inversión no sigan el ritmo de la inflación, lo que disminuye su poder de adquisición a medida que pasan los años.

Entonces, ¿cómo navegar por este cambio sin salirse de los rieles?

Planifique de manera anticipada y continua

Lo más importante es comenzar a planificar su transición a la jubilación con al menos cinco a 10 años de anticipación, dice Travis LeMonte, un Ejecutivo Regional de Regions Administración del patrimonio privado.

La planificación temprana le da tiempo para ponerse al día (o ajustar su fecha de jubilación) si su estrategia de ahorro e inversión es inadecuada para la jubilación que desea. También le permite comenzar a invertir en diferentes tipos de cuentas (impuestos, libre de impuestos e impuestos diferidos) que le darán más flexibilidad en la jubilación.

La planificación también es una oportunidad para comenzar a pintar los detalles de su imagen de jubilación. ¿Cuándo y dónde se jubilará? ¿Desea que su casa sea pagada o puede manejar una hipoteca o un alquiler? ¿Qué planea hacer, viajar, jugar al golf u ofrecer su tiempo? Sumergirse en estos detalles lo ayudará a crear un plan de inversión y gastos a largo plazo, y puede aliviar el impacto del cambio al hacer que esta nueva vida sea más familiar; al menos sobre el papel.

LeMonte señala que la planificación no es un acontecimiento único. Después de elaborar un plan, debe revisarlo al menos una vez al año. "Es como ir al médico para un examen físico anual. Debe asegurarse de abordar todo lo que haya cambiado durante los últimos 12 meses".

Haga una prueba de estrés

Una de las razones por las que las personas tienden a invertir de forma demasiado conservadora al momento de la jubilación es que les preocupa lo que podría significar para ellos una recesión del mercado. Sabiendo que sería difícil volver a trabajar en tal situación, simplemente no quieren correr ningún riesgo de inversión.

"Pero un mejor enfoque puede ser la prueba de estrés de su cartera", dice Armitage. Para ello, primero determine la brecha entre sus fuentes de ingresos de jubilación confiables y similares a los cheques de pago, como las pensiones y el seguro social, y la cantidad que planea gastar. La mayoría de las personas debería esperar gastar tanto como lo hace ahora, ya que las compras y los viajes a menudo reemplazan los gastos de trabajo.

En esa brecha (entre sus gastos y su ingreso regular) es donde entra en juego su cartera de inversiones. Así que ahora evalúe esa cartera y vea el impacto que podría obtener de un mercado en baja prolongado, y si aún así le proporciona los ingresos mensuales que necesitará. Al mismo tiempo, vea cómo le serviría esa misma cartera en una cartera conservadora de bajo riesgo y baja rentabilidad, teniendo en cuenta la inflación. Armitage también sugiere que considere el "riesgo de longevidad", o qué pasaría con su plan si vive mucho más de lo que espera.

Estas pruebas deben ayudar a garantizar que esté asumiendo un margen de riesgo que le permita que su cartera siga creciendo lo suficiente como para financiar sus objetivos, en casi todas las condiciones del mercado, pero sin asumir más riesgos de los necesarios. También debería calmar sus temores de inversión, permitiéndole seguir con su estrategia de inversión inteligente incluso en mercados difíciles.

Haga que sus retiros sean eficientes en impuestos

Lo ideal es que tenga ahorros en varios tipos diferentes de cuentas para cuando se jubile, como IRA y 401(k), Roth IRA y cuentas sujetas a impuestos. Cuando comienza a retirar dinero para vivir, quiere vigilar de qué cuenta proviene el dinero para administrar su tasa de impuesto sobre los ingresos. Después de todo, lo que importa no es cuánto tiene, sino cuánto conserva (después de pagar al Tío Sam).

En los años en los que gastará más (para comprar una casa de vacaciones o financiar la boda de su hijo) querrá recurrir a Roth IRA, que proporciona retiros libres de impuestos. En los años en los que gaste menos, puede sacar más de cuentas con impuestos más elevados, ya que probablemente siga estando en una categoría impositiva menor.

Sea inteligente pero flexible

La vida le da sorpresas. Eso no significa que deba abandonar su plan, pero quizás quiera ajustarlo. Si ocurre algo importante (se divorcia, se cae el mercado o le diagnostican una enfermedad grave) busque a sus asesores de inmediato.

"Si está por delante de las dificultades, solo necesita ajustar los márgenes, que es mucho más fácil", dice LeMonte. "Querrá ser proactivo, no reactivo".

Siguiente

En una escala del 1 al 5, donde 1 significa "No muy bueno" y 5 significa "Excelente", ¿cómo calificaría este artículo?

Oprima "Enter" para enviar su calificación

Calificar este artículo

Use este formulario para enviar más comentarios sobre la calificación otorgada.

¡Gracias por su calificación!

¿Desea brindar algún comentario?

¡Gracias por sus comentarios!

Esta información se ofrece solo con fines educativos y comerciales en general, y no se debe interpretar como una recomendación o sugerencia sobre la conveniencia de adquirir, mantener o deshacerse de una inversión en particular; tampoco se debe interpretar como una sugerencia o indicación de que la inversión en particular o el curso de acción de la inversión descrita en la presente es adecuada para un inversor jubilado específico. Con esta comunicación, Regions no se propone ofrecer asesoramiento imparcial sobre inversiones ni ofrecer asesoramiento en calidad de fiduciario.