ICCC trae educación para pequeños negocios a emprendedores de St. Louis

ICCC trae educación para pequeños negocios a emprendedores de St. Louis
Anterior

Para Deborah James fue un día que se estaba gestando desde hace 30 años.

"Con mi esposo somos dueños de Freddie Lee’s Gourmet Sauces. Él empezó a preparar sus salsas en 1986", explica. "Con el tiempo empezó a darlas a nuestros amigos y familiares que empezaron a usarlas. Y luego un día su amigo dijo: 'Tienen que vender su salsa'. Y ahí empezó todo".

Ahora, al 2016, ha crecido hasta convertirse en un negocio de St. Louis que provee a docenas de minoristas, incluso a grandes cadenas de comestibles y Amazon.com, con incontables frascos de la versátil salsa de James, suave o picante, como prefiera.

Si bien James y su esposo, el Freddie Lee de quien recibe su nombre la salsa, están agradecidos por el éxito que han tenido hasta ahora, saben que el negocio podría crecer mucho más.

Así que en este día, 30 años después de que se hizo la primera tanda en su cocina en el norte de St. Louis, Deborah James se sentó en el auditorio de una universidad, prestando mucha atención, tomando notas detalladas y absorbiendo toda la información expuesta por diversos expertos -desde profesores de Harvard Business School hasta líderes comerciales locales- con el objetivo de ayudar al crecimiento de pequeños negocios.

La intensa sesión educativa de un día completo fue parte de un programa llamado Inner City Capital Connections o "ICCC".

Comparado con un "MBA elevado al cubo", el programa ICCC se impartió sin cargo para comerciantes como James y más de 100 otros emprendedores del área de St. Louis que están trabajando para llevar su negocio al siguiente nivel.

Después de escuchar a dos profesores de Harvard, un experto en emprendimientos empresariales de New York University, un líder comercial de Washington University en St. Louis y otros oradores, James encontró lo que estaba buscando en términos de crecimiento para su compañía.

"Mi objetivo para hoy era principalmente averiguar sobre marketing y estrategias posibles", dijo James. "Eso es lo que esperaba y eso es lo que encontré hoy".

El programa ICCC también incluyó oportunidades de asesoramiento en persona y un panel de representantes de la industria financiera que dieron consejos para empresas locales que quieren seguir creciendo.

"Ahora mismo estoy haciendo justamente lo que me encanta, que es enseñar a los emprendedores cómo hacer crecer sus empresas", dijo el profesor de Harvard Business School Steven Rogers momentos antes de bajar del escenario, donde dio un curso acelerado sobre cómo los emprendedores pueden financiar su crecimiento.

"Los emprendedores no tienen el capital que tiene una compañía Fortune 500, así que no se pueden dar el lujo de cometer muchos errores", dijo Rogers. "Por lo tanto, mientras más educado uno esté, idealmente, menos errores cometerá porque se ha aprendido en el aula en vez de aprender sobre lo marcha, lo que puede ser muy pero muy costoso".

Si bien el programa ICCC es gratuito para los pequeños empresarios que participan, depende del apoyo de la comunidad comercial más amplia para llevar recursos educativos a empresarios en ciudades de todo el país.

En 2016, Regions Bank reclutó a ICCC para St. Louis por primera vez en la historia del programa. La Cámara Regional de St. Louis rápidamente se sumó como copatrocinadora ya que los líderes de la cámara inmediatamente reconocieron los beneficios para los emprendedores locales.

"Pudimos sumar a un par de socios clave en la Cámara Regional de St. Louis y a la Washington University", dijo Mike Hart, presidente de Regions Bank en el área del Medio Oeste. "Y cuando se cuenta con ese nivel de colaboración se consiguen nominadores influyentes, embajadores de la comunidad -crece por su propia fuerza".

Sin duda, tanto Regions como la Cámara reclutaron a "nominadores" que ayudaron a los coordinadores de ICCC a identificar a los negocios locales que podrían beneficiarse más con el programa. Los nominadores y embajadores también alentaron directamente a los emprendedores a aprovechar el programa ICCC.

Específicamente, ICCC busca negocios orientados al crecimiento con presencia en áreas urbanas o económicamente marginadas. Empresarios de toda la región de St. Louis solicitaron participar. ICCC aprobó más de 120 solicitudes de empresas interesadas, lo que preparó el camino para el evento de ICCC más grande en los 11 años de trayectoria del programa.

"Hay ansias. Hay ansias de crecimiento. Hay ansias de información. Hay ansias de conectarse", dijo Hyacinth Vassell, directora de ICCC, quien evaluó todas las solicitudes y trabajó individualmente con empresarios para ayudar a determinar las áreas de enfoque para que el ICCC cubriera mejor las necesidades de los empresarios locales.

"Veremos resultados realmente maravillosos con estas empresas", predijo Vassell.

Algunas empresas que asistieron solo tenían uno o dos empleados. Otras eran mucho más grandes. El programa ICCC es para todas ellas.

"St. Louis tiene un espíritu de exploración, descubrimiento, iniciativa empresarial e innovación, y ese espíritu tiene todo tipo de formas", dijo Joe Reagan, presidente y director ejecutivo de la Cámara Regional de St. Louis. "Una de estas formas es los propietarios de pequeños negocios que se arriesgan para que sus negocios crezcan".

"En St. Louis se está viviendo un resurgimiento increíble del espíritu emprendedor", agregó Jason Hall, vicepresidente de iniciativa empresarial e innovación de la Cámara Regional de St. Louis. "Estamos creando negocios a una velocidad increíble, pero tenemos que tener las herramientas con capital y tutorías, y las redes que necesitan para crecer y expandirse".

ICCC en sí ya está probando ser una herramienta importante. El programa trajo expertos y proveedores de capital de todo el país para trabajar directamente con emprendedores locales que todavía no habían tenido la oportunidad de dejar su pequeño negocio por un día, y aprender cómo hacerlo crecer con el tiempo.

"Las empresas que participan en los 11 años que estamos haciendo esto han creado empleos a una tasa cuatro y media veces más rápido que sus pares y contrapartes", dijo Steve Grossman, director ejecutivo de la organización sin fines de lucro Initiative for a Competitive Inner City, que fundó el programa ICCC. "Así que sí funciona. Y es una gran oportunidad de empoderamiento para que la gente aprenda sobre estrategia, ventas, marketing, finanzas, gestión de talentos; todos los aspectos fundamentales de cómo hacer crecer y mantener una empresa exitosa".

Washington University en St. Louis aportó el espacio necesario para facilitar un diálogo abierto entre los empresarios y educadores. La universidad asumió un compromiso a largo plazo de fomentar nuevos negocios e innovaciones en todo el área de St. Louis.

"Una región crece con colaboración y cooperación regional", dijo Dedric Carter, vicepresidente de operaciones y tecnología de Washington University. "Realmente se ven los beneficios de un distrito donde los pequeños negocios progresan y los nuevos emprendimientos progresan. Todos se benefician porque hay una energía que es palpable".

"Nos dedicamos a ayudar a esos emprendedores a crecer", resumió Steven Rogers, profesor de Harvard. "Y si esos emprendedores pueden crecer, entonces lo que sucede es que les da la oportunidad de ofrecer empleos para gente de St. Louis. Y lo que sabemos es que la gente con empleo es autosuficiente. Y la gente autosuficiente vive en comunidades saludables".

Rogers y los demás presentadores de ICCC emplean un método de enseñanza donde la audiencia participa. El resultado, según lo describe Rogers, es un "aprendizaje activo".

"El viejo modelo de charlas a la antigua es aburrido", dijo. "Creo en que la gente participe en el proceso. Mientras más participen en el proceso, más se divierten. Mientras más se divierten, aprenden mejor las lecciones que se les están dando".

Para Deborah James el resultado es una mejor base sobre la que ella y su esposo pueden hacer crecer su empresa.

"Buscar fondos y maneras de ayudar a que nuestro negocio crezca y ayudar a emplear a otra gente, es una manera excelente", dijo sobre el programa ICCC. "Ese tipo de cosas son muy importantes para nosotros porque ayuda a otra persona. Y eso ayuda a nuestra comunidad".

Siguiente

En una escala del 1 al 5, donde 1 significa "No muy bueno" y 5 significa "Excelente", ¿cómo calificaría este artículo?

Oprima "Enter" para enviar su calificación

Calificar este artículo

Use este formulario para enviar más comentarios sobre la calificación otorgada.

¡Gracias por su calificación!

¿Desea brindar algún comentario?

¡Gracias por sus comentarios!