Cómo desarrollar su patrimonio una vez que cumple 30 años con 5 hábitos de administración del dinero

Cómo desarrollar su patrimonio una vez que cumple 30 años con 5 hábitos de administración del dinero
Anterior

Estos hábitos de administración del dinero pueden ayudarle a evitar las deudas, ahorrar más y planificar para el futuro.

Por Bobby Hoyt, fundador de Millennial Money Man
Patrocinado por Regions Bank, Member FDIC. Las reflexiones del presente me pertenecen y no soy cliente de Regions.

Bobby Hoyt

Cuando cumplí 20 y a partir de allí, solían decir que para cuando cumpliera 30 tendría todo organizado. Sabría exactamente qué querría en la vida y cómo obtenerlo. Lo que creo que es real a partir de los 30 es que uno empieza a sentirse más cómodo con quién es y se empiezan a delinear las prioridades para el futuro.

Así su experiencia sea similar a la mía o totalmente diferente, una vez cumplidos los 30 es el momento ideal para aprender nuevas habilidades de administración del dinero que le pueden ayudar a hacerse cargo de sus finanzas. Estos hábitos pueden ayudarle a evitar las deudas, ahorrar dinero y crear un plan sólido para su futuro.

5 hábitos de administración de dinero para desarrollar a partir de los 30 años

1. Gaste menos de lo que gana

A medida que pasan los años, las personas por lo general empiezan a ganar más dinero. Al menos esa es la idea. Pero a medida que uno empieza a ganar más, puede pasar algo: que empiece a gastar al mismo ritmo que crecen sus ingresos. A veces esto se conoce como inflación del estilo de vida.

La idea es que, a medida que empieza a ganar más, puede gastar más en artículos no esenciales, como un auto más lindo, comer afuera más seguido, ropa más costosa, etc.

Después de años de vivir con el presupuesto ajustado, uno se siente bien de finalmente ganar lo suficiente para darse algunos lujos pequeños.

Créame, lo entiendo. Hace poco empecé a jugar golf, que probablemente sea el deporte menos económico que existe.

No está mal gastar un poco más en uno mismo a medida que uno empieza a ganar más, pero el problema surge cuando uno prioriza esos extras por encima de su salud financiera. Algunas personas incluso se encuentran en bancarrota y sin capacidad de ahorro aunque sus ingresos lo permitan.

Las siguientes son algunas formas de evitar la inflación del estilo de vida y concentrarse en gastar menos de lo que gana:

  • Tenga un presupuesto: su presupuesto le servirá para priorizar el pago de deudas de consumo con tasas de interés más altas y hacer aportes regulares a sus ahorros para la jubilación.
  • Tome decisiones inteligentes cuando quiere darse un gusto: gratificarse es una forma de motivarse para seguir trabajando arduamente, pero en lugar de pensar que necesita un auto nuevo o unas vacaciones costosas, piense en una linda cena afuera o una botella de vino especial.
  • No siga intentando seguir el ritmo de sus pares: suelo repetir esto bastante acerca de las personas que cumplieron 20 años, pero también lo observo en mi generación, los que cumplimos 30, nos encanta compararnos con otras personas de nuestra edad. No deje que la forma de gastar de sus pares influya en la forma en que usted gasta su dinero.
  • Aumente sus gastos de manera gradual: cuando empiece a gastar más en extras (siempre y cuando siga alcanzando sus metas de ahorro), haga cambios a incrementos. Por ejemplo, en lugar de comprar muebles nuevos para toda su casa, piense en una habitación o un mueble que necesita renovar.

2. Páguese a usted mismo primero

En la última sección mencioné que es importante priorizar sus ahorros, y una de las formas más fáciles de hacerlo es pagarse antes a usted mismo.

Es el tipo de consejo sobre finanzas personales que probablemente le hayan dado sus padres y que probablemente haya visto mencionado también en otros lugares. Es una de esas cuestiones que parece demasiado sencilla como para funcionar. La realidad es que es una de las formas más eficaces de ahorrar.

Funciona así: todos los meses, antes de pagar cualquier otra factura, aparte algo de dinero para sus ahorros. Esto incluye antes de comprar comestibles, pagar su hipoteca e incluso antes de pagar la cuota de su préstamo estudiantil.

Es como tomar algo de dinero de la parte de arriba de la pila. En lugar de esperar a fin de mes para ahorrar lo que sobra, ahorra primero.

Hay un par de formas de pagarse primero a usted mismo:

  • Use un depósito directo para recibir su salario: configurar un depósito directo es fácil y útil para ahorrar. También puede dividir su depósito directo en diferentes cuentas, de manera que parte de su salario vaya a una de ahorros y otra parte a su cuenta de cheques.
  • Programe una transferencia automática para pasar dinero de su cuenta de cheques a la de ahorros ni bien depositan su salario.

La magia de pagarse primero a usted mismo y por qué es un hábito tan bueno es que le enseña que su futuro financiero es lo más importante. Le permite desarrollar su patrimonio para estar mejor preparado ante una emergencia, le permite ahorrar para la jubilación y lo prepara para alcanzar sus metas financieras a futuro.

Este es realmente uno de los momentos por los que en el futuro se sentirá agradecido de haber tomado la decisión.

3. Hable de dinero con su pareja

Al cumplir 30, posiblemente se haya casado o tenga una relación seria y larga, o estén en camino de estarlo. Y usted y esa persona deberán sentirse cómodos a la hora de hablar de dinero.

A mi esposa y a mí nos funciona tener una cita para hablar de dinero una vez al mes. En este momento está embarazada, pero antes nos sentábamos con una botella de vino para revisar nuestras cuentas personales, de corretaje y comerciales. De esta manera no parece una tarea tan tediosa.

Usamos nuestras citas para hablar de dinero para conversar sobre nuestras metas, ajustar nuestros gastos y estar en sintonía acerca de nuestro futuro financiero compartido.

Esto nos ayudó mucho a lo largo de nuestro matrimonio, y hasta recuerdo la cita para hablar de dinero en la que le dije que quería renunciar a mi trabajo enseñando para dedicarme al blog a tiempo completo. Me miró con calma y me dijo: "bueno, armemos un plan".

Si todavía no está haciendo algo de esto, incorpórelo a su rutina. Encuentre un buen momento para ambos y emprendan la conversación con la mente abierta y sean francos acerca de sus dudas y de sus metas.

Regions ofrece excelentes consejos para hablar con su pareja sobre dinero, desde crear una lista de temas hasta qué hacer si las cosas se ponen difíciles.

4. Haga aportes regulares a su cuenta de jubilación

La verdad dura es esta: haber cumplido 30 años significa que está a mitad de camino en términos de edad jubilatoria. Si realmente tiene pensado jubilarse algún día, debe hacer aportes regulares a su cuenta de ahorros para la jubilación e invertirlos a partir de los 30 años.

Las cuentas de jubilación hacen crecer sus ahorros a través de un interés compuesto, que es el proceso de ganar intereses sobre los intereses. Es el crecimiento exponencial de sus ahorros. Con el interés compuesto, su aliado es el tiempo.

Eso no significa que si no empezó a ahorrar para su jubilación ahora no podrá hacerlo, sino que significa que debe crear un plan y empezar a ahorrar ya.

Le recomiendo especialmente esta guía para ahorrar para la jubilación. Explica los siguientes pasos:

  1. Crearse metas de largo plazo: piense en cómo imagina su jubilación, para saber cuánto debe ahorrar.
  2. Entender cómo funciona el interés compuesto: obtenga más información sobre cómo se calcula y por qué es un factor tan importante.
  3. Analizar sus opciones: esto es cómo obtendrá sus ingresos para la jubilación: a través de una cuenta de jubilación patrocinada por su empleador, una IRA, una cuenta de pensión, etc.
  4. Revisar los beneficios de su compañía: sepa cómo analizar el plan 401(k) de su compañía y qué debe hacer cuando empieza o deja de trabajar.
  5. Conocer las opciones de Seguridad Social: la mayoría de las personas de 30 años o algo más no podrán recurrir a la Seguridad Social, pero igual es importante saber cómo funciona.
  6. Empezar a crear un presupuesto y ahorrar: esto es la forma en que sus ingresos y gastos actuales pueden afectar sus ahorros para la jubilación.
  7. Ajustar sus metas en la medida que sea necesario: a medida que cambia su vida, también cambiarán sus planes de jubilación.

5. Esté atento a su puntaje crediticio

Su puntaje crediticio es uno de los aspectos que dan cuenta de su salud financiera y la forma en que los prestamistas determinan el riesgo de prestarle dinero. Cuanto más alto el riesgo (más bajo el puntaje de crédito), más caro es pedir dinero prestado. Cuanto más bajo el riesgo (puntaje de crédito alto), menos costoso es pedir dinero prestado.

Tener un puntaje crediticio bueno es cada vez más importante a partir de los 30 años, si está pensando en comprar una casa nueva, refianciar su hipoteca o sus préstamos estudiantiles o tomar algún otro tipo de préstamo. Su puntaje crediticio afecta directamente la tasa de interés y los términos de su préstamo.

Yo usé el calculador de comparación de hipotecas para saber cuánto me costaría pedir una hipoteca de tasa fija de $250,000 a 30 años. Calculé dos tasas de interés diferentes, en función de los puntajes crediticios:

  • Préstamo 1: puntaje crediticio regular (620), tasa de interés del 4.5%, paga $206,016 en intereses a lo largo del préstamo
  • Préstamo 2: puntaje crediticio excelente (800), tasa de interés del 2.7%, paga $119,804 en intereses a lo largo del préstamo
  • Según este ejemplo, ¡con un mejor puntaje crediticio ahorra más de $86,000!

    Así que sí, aunque es recomendable evitar endeudarse, no vivimos en un mundo en el que la mayoría de las personas pueden pagar sus compras grandes, como una casa, en efectivo. Es importante tener un buen puntaje crediticio para ahorrar dinero al pedir un préstamo.

    Conozca más sobre cómo interpretar su puntaje crediticio y cómo consultar su puntaje crediticio sin cargo.

    Lo mejor que puede hacer para mejorar su puntaje es pagar siempre antes del vencimiento y estar atento al índice de uso de su crédito (es decir, cuánta deuda tiene).

    Una conclusión sobre cómo desarrollar su patrimonio a partir de los 30 años

    Estoy disfrutando mucho mi vida desde que cumplí 30: una esposa fantástica, un bebé en camino y un empleo que me encanta. Pero eso no significa que esta edad no sea un poco estresante.

    Nuestra lista de responsabilidades crece, y los planes a futuro como la jubilación empiezan a ser cuestiones más cercanas. Con los hábitos de administración de dinero que expliqué aquí, puede crearse una vida financiera saludable hoy y para el futuro.

    Acerca de Bobby Hoyt

    Inspirado por un mentor para alcanzar más, después de iniciar  MillennialMoneyMan.com  y cancelar sus préstamos, Bobby Hoyt inició una búsqueda para trabajar en todo lo relacionado con las finanzas personales. Insatisfecho con el estado de las finanzas de su generación -la del milenio- decidió aplicar sus conocimientos para capacitar desde su blog.

    Su misión es animar a los de su generación (y a las generaciones que siguen) a seguir cuatro principios fundamentales:

    1. Gastar menos de lo que gana hasta que ya no sea necesario hacerlo.
    2. No financiar cosas que no necesita.
    3. Dejar que sus amigos lo superen (no intentar seguirle el ritmo a todo el mundo)
    4. Trabajar arduamente y luego poner su dinero a trabajar para usted.

    A través de su trabajo en Millennial Money Man, espera poder ayudar a modificar las finanzas personales para la generación Y retando a sus lectores a controlar sus deudas, aumentar sus ingresos y planificar para el futuro.

    Desde que dejó su empleo como director de una banda después de haber ganado $3 en ingresos por anuncios (una táctica que no recomienda a los estudiantes en sus cursos de blog) desarrolló su blog para alcanzar a más de 2 millones de lectores al año. Es columnista regular de la American Psychological Association sobre temas de finanzas personales y ha aparecido en diversos medios como Forbes, CNBC y MarketWatch. Cree firmemente en la importancia de las fuentes de ingresos adicionales (y es un educador que valora compartir su saber), y se asoció con un ex compañero de la secundaria, Mike Yanda, para ensañar a otros cómo aumentar sus ingresos a través de la administración de anuncios en Facebook, junto con otros dos cursos activos orientados a blogueros en Laptop Empires.

    Bobby vive en Houston, Texas, con su esposa Coral, su extrañísimo perro Strider, y por lo general se los puede ver en los campos de golf o navegando en algún río cuando no están de viaje.

Siguiente

Esta información es general y no pretende ofrecer asesoramiento legal, impositivo ni financiero. Aunque Regions considera que esta información es precisa, no puede garantizar que esté actualizada en todo momento. Las declaraciones u opiniones de personas a las que se hace referencia aquí pertenecen a dichas personas, no a Regions. Consulte con el profesional correspondiente respecto a su situación específica y visite irs.gov para conocer las normas tributarias actuales. Regions, el logotipo de Regions y la bicicleta de LifeGreen son marcas registradas de Regions Bank. El color de LifeGreen es una marca registrada de Regions Bank.