Enseñarles a los adolescentes a ahorrar dinero
Anterior

Todo adolescente espera ansiosamente recibir su primer pago. Sin embargo, pocos saben qué hacer con su nueva libertad financiera.

Los hábitos de gasto y ahorro se forman temprano en la vida. Por eso, nunca es demasiado pronto para comenzar a educar a los adolescentes sobre la importancia de ahorrar dinero. Aquí presentamos cinco lecciones prácticas que le mostrarán a su hijo cuán valioso es administrar el dinero con responsabilidad.

1. Desarrollar un hábito de ahorro

Ayudar a que los adolescentes cultiven el hábito de ahorrar es lo más importante. Aliente a su hijo adolescente para que primero cubra sus propios gastos al colocar parte del dinero que gana en una cuenta de ahorros diferente. Acostumbrarse a separar un 10 por ciento desde temprano lo preparará para cuando desee ahorrar para un fondo de emergencia, su primera casa o los tiempos difíciles. También puede enseñarle el valor de la filantropía al hacerlos ahorrar un porcentaje que se destinará a la organización que elija. Si el empleador de su hijo le ofrece un depósito directo, muéstrele qué fácil es programar una transferencia automática de fondos a una cuenta de ahorros separada con cada pago. Si su hijo adolescente necesita apoyo, puede ofrecerle agregar uno o dos por ciento al monto total que ahorra durante un período de tiempo establecido.

2. Utilizar Internet

Hay una amplia variedad de herramientas en línea que pueden permitirle enseñarles a sus hijos adolescentes cómo administrar su dinero. Por ejemplo, el Consejo Asesor de Asuntos Financieros de la Presidencia lanzó moneyasyougrow.org con el fin de preparar a los niños "para vivir de manera inteligente en términos financieros". Allí se ofrecen actividades y recursos que facilitan el diálogo con los niños y adolescentes acerca de cómo ahorrar y gastar el dinero de forma inteligente a medida que crecen. De la misma forma, la Autoridad Reguladora de la Industria Financiera creó saveandinvest.org que ofrece videos y juegos diseñados para educar a los jóvenes y adultos en temas como los presupuestos, ahorros y el poder de crear interés.

3. Diferenciar las necesidades, los anhelos y los deseos

La capacidad de distinguir entre las necesidades y anhelos ayudará a que su hijo adolescente se convierta en un consumidor inteligente. Los jóvenes de la actualidad viven en un mundo de inmediatez, por eso se alienta a los padres para que les expliquen cómo se establecen los objetivos financieros, que incluyen deseos y anhelos, así como también las necesidades presentes y futuras. Conversar sobre las necesidades y anhelos con los adolescentes no sólo los ayuda a diferenciarlos sino que también les enseña a evaluar y tomar las mejores decisiones financieras, como por ejemplo elegir un sedán apenas usado en lugar de un auto deportivo nuevo.

4. Establecer juntos un plan financiero

Cuando llegue el momento en que su hijo adolescente decida cómo gastar su dinero, comience por pedirle que establezca objetivos financieros específicos. Ya sea que desee una bicicleta, un primer auto o anticiparse a los gastos universitarios, tener un objetivo claro le permitirá comprender mejor cuánto debe ahorrar. El calculadora Ahorrar para un objetivo de Regions puede ayudar a que los adolescentes vean los resultados de sus ahorros. Luego pueden trabajar juntos para establecer un objetivo de ahorro semanal o mensual, que le permitirá alcanzar dicho objetivo.

5. Llevar un registro de los gastos y ahorros

Programe un sistema simple que le permita a su hijo adolescente controlar sus gastos: marque 12 sobres para cada mes del año. Luego pídale a su hijo que guarde los recibos de cada mes en el sobre correspondiente. Esto le permitirá revisar las compras, evaluar las anteriores decisiones de compra y reconocer cuándo podría haber gastado su dinero de forma más inteligente y cuándo no. Este ejercicio hará que su hijo mejore sus hábitos de gasto con el tiempo. Quizás ahora lo piense dos veces antes de gastar dinero para comer afuera, por ejemplo, y en cambio elija guardarlo en sus ahorros.

Siguiente

En una escala del 1 al 5, donde 1 significa "No muy bueno" y 5 significa "Excelente", ¿cómo calificaría este artículo?

Oprima "Enter" para enviar su calificación

Calificar este artículo

Use este formulario para enviar más comentarios sobre la calificación otorgada.

¡Gracias por su calificación!

¿Desea brindar algún comentario?

¡Gracias por sus comentarios!

Esta información es general y no pretende ofrecer asesoramiento legal, impositivo ni financiero. Aunque Regions considera que esta información es precisa, no puede garantizar que esté actualizada en todo momento. Las declaraciones u opiniones de personas a las que se hace referencia aquí pertenecen a dichas personas, no a Regions. Consulte con el profesional correspondiente respecto a su situación específica y visite irs.gov para conocer las normas tributarias actuales. Regions, el logotipo de Regions y la bicicleta de LifeGreen son marcas registradas de Regions Bank. El color de LifeGreen es una marca registrada de Regions Bank.