Crear un plan de preparación para desastres para la familia
Anterior

Los desastres naturales —tales como las inundaciones, los tornados, los huracanes o los incendios— pueden suceder con poca o ninguna advertencia.

Si vive en una zona propensa a eventos climáticos extremos, es fundamental que su familia sepa qué hacer para mantener su seguridad.

Antes de que las nubes comiencen a juntarse, cree un plan de preparación para desastres para delinear cómo va a responder su familia a las distintas situaciones de emergencia, dice Kevin Kelley, director senior de programas de preparación comunitaria de la American Red Cross. "Toda la familia debe conocer el lugar más seguro de la casa para ir durante un tornado, por ejemplo", dice. "Eso es un refugio subterráneo en un sótano o una habitación interna (armario, vestíbulo o baño) de un edificio permanente y resistente".

Evalúe los riesgos locales, y planifique su respuesta

Cada comunidad viene con sus propios riesgos. Así que su primer paso debería ser determinar qué tipos de desastres naturales, tales como inundaciones, incendios o huracanes, son los más comunes en su zona, dice Kelley. "Luego cree un plan de preparación para desastres que se encargue de la acción de protección contra cada riesgo local y establezca un lugar de reunión seguro si los miembros de la familia son separados por el evento", dijo.

Luego, determine un punto de encuentro de la familia y esboce qué hará cada miembro si no pueden llegar al punto de encuentro durante la situación de emergencia, como una evacuación obligatoria. Haga una lista de todas las direcciones en las que los miembros de la familia pasan un tiempo significativo, como escuela, trabajo y cuidado diurno, para que esta información se guarde en el caso de que la señal de GPS no esté disponible.

Vickie B. Adams, una voluntaria del equipo de respuesta ante emergencias comunitarias de Texas, recomienda elegir dos lugares para reunirse:

  1. Un lugar enfrente de su casa, como el "poste de la luz" o el "roble grande", en el caso de una emergencia repentina como un incendio. Reúnase en lugares donde los miembros de la familia no estén interfiriendo con los vehículos o con el personal de emergencias.
  2. Una ubicación fuera de su vecindario, en caso de que no pueda volver a su casa o se le pida evacuar durante un desastre natural u otra emergencia.

Identifique a una persona de contacto de emergencia de fuera de esta zona, como un familiar cercano, y lleve consigo su información de contacto en todo momento. Esta persona puede ayudar a coordinar a los miembros de la familia en la zona afectada si no está disponible el servicio celular o si los teléfonos celulares están dañados.

Finalmente, reúna un kit de preparación para desastres que contenga alimentos, agua y otros suministros básicos para cada miembro de la familia. Mire este útil video y consulte sitios web como Ready.gov y Redcross.org para aprender cómo armar un kit integral.

La práctica hace la perfección

Una vez que haya creado su plan de preparación para desastres, revise los detalles con su familia periódicamente. "Asegúrese de que toda la familia conozca el plan y practique en conjunto regularmente", dice Kelley.

Presente a sus niños un cuadro realista de qué esperar en un desastre como para que se sientan cómodos jugando su parte si se hace necesario, dice Kelley. Pregúnteles qué deben hacer si sucede un desastre cuando están en la escuela o lejos de casa. Además de acompañarlos a través del plan, fortalezca a los niños dándoles tareas simples y adecuadas a su edad, como reunir suministros de mascotas para el kit de preparación para desastres, sugiere Kelley.

Puede involucrarlos en el proceso de planificación ante desastres al preguntarse qué deberían hacer en una emergencia inesperada. Por ejemplo, Adams recomienda explorar caminos alternativos para llegar a casa desde el almacén cuando está en el auto con los niños, o dibujar un mapa del hogar y preguntarles: "Cuál es la forma más segura de salir en caso de incendio?".

"Las situaciones hipotéticas pueden fortalecer a los niños con más seguridad y la habilidad de estar activos en una emergencia porque sabrán qué hacer", dice Adams. "Al final del día, si los niños no conocen el plan, entonces el plan no funciona". 

Para prepararse para las tormentas de la vida, consulte nuestro Centro de recursos para desastres.

Siguiente

En una escala del 1 al 5, donde 1 significa "No muy bueno" y 5 significa "Excelente", ¿cómo calificaría este artículo?

Oprima "Enter" para enviar su calificación

Calificar este artículo

Use este formulario para enviar más comentarios sobre la calificación otorgada.

¡Gracias por su calificación!

¿Desea brindar algún comentario?

¡Gracias por sus comentarios!

Esta información es general y no pretende ofrecer asesoramiento legal, impositivo ni financiero. Aunque Regions considera que esta información es precisa, no puede garantizar que esté actualizada en todo momento. Las declaraciones u opiniones de personas a las que se hace referencia aquí pertenecen a dichas personas, no a Regions. Consulte con el profesional correspondiente respecto a su situación específica y visite irs.gov para conocer las normas tributarias actuales. Regions, el logotipo de Regions y la bicicleta de LifeGreen son marcas registradas de Regions Bank. El color de LifeGreen es una marca registrada de Regions Bank.