Donaciones benéficas: impulsar su entrega
Anterior

Las contribuciones de acciones u otros activos que han obtenido valor normalmente son más convenientes para las organizaciones benéficas que la entrega de cheques.

"Las personas hacen donaciones de caridad porque se apasionan por una causa o una organización", dice Jeff Winick, Estratega sénior de patrimonio del área de Administración de Patrimonio Privado de Regions. Sin embargo, el efectivo no es la única alternativa si le interesan las causas filantrópicas.

Donar bienes que no sean efectivo puede mejorar el valor de la donación. El efectivo puede ser el método menos fiscalmente eficiente de apoyar una causa de caridad, dice Winick.

Si dona bienes apreciados, como obras de arte, otros objetos de colección, valores o intereses en bienes raíces o, en algunos casos, ciertos intereses en empresas, en lugar de efectivo, la organización de caridad obtiene el beneficio de cualquier aumento que se produzca en el valor por encima de lo que usted haya pagado, y ese valor extra no se diluye con los impuestos.

Imagine que compró una pintura por $100, que hoy tiene un valor de $1,000. Si vendiera la pintura para donar el efectivo a una obra de caridad, debería pagar impuestos sobre la ganancia de capital de $900. Su donación total sería por menos de $1,000. Pero si donara la pintura directamnte, sería una donación por un valor de $1,000, y usted se evitaría el pago de los  impuestos por ganancias de capital sobre la apreciación de $900 de la obra.

Por eso es importante ser eficiente con los impuestos: cada dólar que no se paga en impuestos es un dólar que puede usar a favor de su causa favorita.

Y además, por lo general es posible deducir el valor de mercado actual de dicha donación, aunque el IRS impone algunos límites si la donación supera cierto porcentaje de sus ingresos brutos ajustados. El IRS ofrece  explicaciones y recursos para ayudarle a determinar si su donación es elegible.

Designar una obra de caridad u organización sin fines de lucro como beneficiaria de sus cuentas de jubilación individual (IRA, 401(k) u otra cuenta de jubilación con impuestos diferidos) también puede aumentar su impacto filantrópico. "Si tiene previsto hacer una donación de $250,000 a su universidad como parte de su  plan de patrimonio, tomar los fondos de un plan 401(k) puede ser el mejor uso para la cuenta", dice Winick, porque ni el patrimonio ni la escuela enfrentarán una obligación fiscal por la renta.

Recientemente, el gobierno federal facilitó la utilización de una IRA tradicional para apoyar a organizaciones benéficas elegibles. Si ya tiene 70½ años; y debe comenzar a hacer las distribuciones mínimas exigidas por año de su cuenta  IRA, puede hacer que la IRA transfiera dinero directamente a una obra de caridad para cumplir con el requisito de distribución. Esto se conoce como  distribución de caridad elegible. Existen algunas restricciones y condiciones en torno a este tipo de donaciones, por lo que le recomendamos que  consulte en el sitio del IRS  o a un profesional de impuestos para tener la información más actualizada.

Finalmente, quizá le convenga un fideicomiso de caridad por el capital remanente. Estos fideicomisos permiten contar con un ingreso fijo durante su vida y beneficiar a una obra de caridad cuando fallezca. También puede cambiar para que ese ingreso del fideicomiso vaya a la obra de caridad y el remanente a sus beneficiarios.

Siguiente

En una escala del 1 al 5, donde 1 significa "No muy bueno" y 5 significa "Excelente", ¿cómo calificaría este artículo?

Oprima "Enter" para enviar su calificación

Calificar este artículo

Use este formulario para enviar más comentarios sobre la calificación otorgada.

¡Gracias por su calificación!

¿Desea brindar algún comentario?

¡Gracias por sus comentarios!

Esta información es general en naturaleza y se brinda solo para fines informativos. Regions no hace declaración alguna en cuanto a la exactitud, integridad, puntualidad, idoneidad o validez de ninguna información presentada. No se debería confiar en o interpretar la información provista y los estados de cuenta realizados por los empleados de Regions como asesoramiento contable, de inversiones, legal o de impuestos, o planeamiento financiero. Regions le recomienda consultar con un profesional para recibir asesoramiento aplicable a su situación específica.

*Inversiones, anualidades y productos de seguros

  • No están asegurados por FDIC
  • No están garantizados por un banco
  • Pueden perder valor
  • No son depósitos
  • No están asegurados por ninguna agencia del gobierno federal
  • No están condicionados por actividades bancarias