El desafío de la sustitución
Anterior

Esta es la sorprendente realidad:

Cuanto más dinero gane durante los años laborales, más difícil será sustituir dichos ingresos cuando se jubile. Employee Benefit Research Institute (EBRI) evaluó los datos sobre los ingresos de 3,358 personas a punto de jubilarse y descubrió que aquellas con categorías de ingresos más bajas pudieron sustituir sus ingresos previos a la jubilación en mayor medida, a diferencia de aquellas que ganaban más.

Un motivo: los pagos por jubilación del seguro social, reducidos a un beneficio anual máximo de $31,704 en 2014, reemplazan una parte mucho mayor de los ingresos correspondientes a los estadounidenses con ingresos más bajos. Además, EBRI señala que implica un desafío mucho mayor ahorrar lo suficiente como para sustituir un salario de $150,000 al momento de la jubilación que, por ejemplo, un salario de $40,000.

infografía acerca de cómo cambian los ingresos familiares
Siguiente

En una escala del 1 al 5, donde 1 significa "No muy bueno" y 5 significa "Excelente", ¿cómo calificaría este artículo?

Oprima "Enter" para enviar su calificación

Calificar este artículo

Use este formulario para enviar más comentarios sobre la calificación otorgada.

¡Gracias por su calificación!

¿Desea brindar algún comentario?

¡Gracias por sus comentarios!

Esta información es general y no pretende ofrecer asesoramiento legal, impositivo ni financiero. Aunque Regions considera que esta información es precisa, no puede garantizar que esté actualizada en todo momento. Las declaraciones u opiniones de personas a las que se hace referencia aquí pertenecen a dichas personas, no a Regions. Consulte con el profesional correspondiente respecto a su situación específica y visite irs.gov para conocer las normas tributarias actuales. Regions, el logotipo de Regions y la bicicleta de LifeGreen son marcas registradas de Regions Bank. El color de LifeGreen es una marca registrada de Regions Bank.

*Inversiones, anualidades y productos de seguros

  • No están asegurados por FDIC
  • No están garantizados por un banco
  • Pueden perder valor
  • No son depósitos
  • No están asegurados por ninguna agencia del gobierno federal
  • No están condicionados por actividades bancarias