Los beneficios de establecer una fundación corporativa
Anterior

Una fundación corporativa puede ofrecer una variedad de beneficios, pero no es algo que convenga a todas las organizaciones. Esto es lo que debe considerar.

Los consumidores de hoy se interesan más que nunca en las iniciativas de sustentabilidad y responsabilidad corporativa. Y por eso cada vez más compañías se están esforzando por reforzar sus programas de beneficencia y lograr que más gente reconozca su trabajo. Para algunas organizaciones, una forma eficaz de alcanzar las dos metas es establecer una fundación privada bajo su nombre corporativo.

¿Qué es una fundación corporativa?

"A grandes rasgos, una fundación corporativa es una organización sin fines de lucro establecida por una compañía con fines benéficos y que opera independientemente de la compañía", explica Marcie Braswell, vicepresidente sénior y directora de Dotaciones y Fundaciones en Regions.

Las fundaciones corporativas normalmente reciben la mayoría de sus fondos de la corporación en sí. Algunas corporaciones donan un porcentaje de sus ganancias cada año a su fundación mientras que otras buscan financiar la fundación con dotaciones. En términos generales, una dotación es una reserva de fondos que se invierten para que la organización cuente con recursos de manera constante. En ese aspecto, con una fundación corporativa las organizaciones podrían abordar iniciativas filantrópicas más grandes y dar un apoyo más consistente a las causas en las que creen.

¿Por qué establecer una fundación corporativa?

Básicamente, las donaciones de su compañía igual se dirigirán a las causas que quiere apoyar, ¿entonces cuáles son los beneficios de establecer una fundación corporativa?

En primer lugar, al tener una fundación corporativa una empresa puede variar lo que contribuye cada año, aportando más en años con mayores ganancias y reduciendo su aporte en los años en los que tenga que dar prioridad a otros gastos corporativos.

"Imagine que tiene un año muy rentable como corporación y le sobra dinero que quisiera dar a una obra benéfica pero prefiere marcar el ritmo del uso de los fondos donados", dice Jeffrey Winick, estratega patrimonial sénior en Regions Bank. "Si en cambio contribuye a su fundación corporativa podrá hacer una deducción impositiva inmediata por el monto total y usar la fundación para extender el uso de los fondos a lo largo de varios años".

Oportunidades de donación estratégica

Las fundaciones corporativas suelen dirigir sus donaciones con políticas de la fundación que detallan cómo responden a solicitudes, otorgan subvenciones y operan en general. Estas son pautas fundamentales para una fundación, y permiten a los ejecutivos desarrollar un plan estratégico para otorgar subvenciones conforme a los valores y fortalezas de la compañía. "Estas políticas también permiten a la compañía rechazar solicitudes de donaciones que no entren dentro de dichas prioridades estratégicas", explica Braswell.

Con las fundaciones además tenemos otras opciones para donar. "Por ejemplo, con la aprobación previa del IRS, una fundación corporativa podría designar una programa de becas para sus empleados y sus familias. Ante una catástrofe, la fundación corporativa también podría dar subvenciones a sus empleados para ayudarles durante la emergencia", agrega Braswell.

Mayor visibilidad

Al unir todos sus programas bajo un mismo nombre, también podría aumentar la visibilidad de sus iniciativas de beneficencia. "Los clientes, comunidades y empleados están pidiendo más información sobre las donaciones corporativas, y tener una fundación corporativa es otra de las formas en que las corporaciones pueden darla", dice Braswell. Y además, administrar todos los programas bajo una misma autoridad —con finanzas separadas— podrían ayudar a agilizar el trabajo de mediciones y generación de informes.

Del mismo modo, establecer una fundación financiera también podría reflejarse positivamente en su marca. "Si la fundación tiene el nombre de la compañía, esto beneficiará la imagen de la compañía", agrega.

Y si el trabajo de caridad de su compañía es más visible para el público, es posible que también lo sea para sus empleados. 

El impacto positivo para los empleados también se puede mejorar al involucrarlos en la fundación, por ejemplo dentro del comité de subvenciones. Que los futuros líderes en formación presten servicios en el comité que evalúa y otorga subvenciones puede ser una experiencia gratificante que fomenta el sentido de compromiso de los empleados hacia la comunidad, algo que particularmente importante para los empleados que quieren dejar una huella.

Otros factores que considerar

Si bien establecer una fundación corporativa puede tener valiosos beneficios, no es algo que convenga a todas las organizaciones. Por ejemplo, hay una variedad de costos asociados al establecimiento y operación de una fundación. "Es una entidad legal aparte, así que crearla tiene un costo", recalca Braswell. "El IRS también exige ciertos informes, que también tienen su costo".

Además del trabajo legal inicial necesario para solicitar el estatus de organización sin fines de lucro, las fundaciones privadas también deben lidiar con restricciones y leyes impositivas particulares. Por ejemplo, deben asegurarse de no participar en transacciones que violasen las normas de usufructo propio. Además las fundaciones privadas están obligadas a distribuir aproximadamente el 5 por ciento de sus activos para trabajo benéfico cada año, o podrían quedar sujetas a multas. Si se viola alguna normativa, aunque no sea intencionalmente, se podría tener que pagar impuestos indirectos o hasta perder el estatus de exención fiscal.

Cómo establecer una fundación corporativa

Primero necesitará considerar la organización legal de su fundación; aunque suele ser una opción inequívoca. "Las fundaciones normalmente se estructuran como un fideicomiso o una corporación. La mayoría de las corporaciones operan su propia fundación como una corporación en vez de un fideicomiso. Usar una junta de directores y una junta asesora para traer perspectivas externas está más en línea con la estructura comercial que ya usan", explica Winick.

Después tiene que armar su equipo. "Hay varios asesores externos que podrían ser útiles para establecer una fundación corporativa", dice Braswell.

  • Un abogado puede ayudar a preparar los documentos necesarios y completar la solicitud de exención al Formulario 1023. Muchos estados también tienen sus propios requisitos de presentación e informes.
  • Un asesor fiscal podría ayudar a determinar cuál sería el impacto en los impuestos de su corporación, y también a presentar la declaración anual de la fundación ante el IRS.
  • Y si su objetivo es eventualmente armar un fondo de dotación para que la fundación sea autosuficiente, quizás le convenga elegir un socio asesor de inversiones.

Asignar una dotación a la fundación corporativa e invertir esos activos como corresponde puede apoyar las actividades de beneficencia para siempre. Permite trabajar con un nivel de donaciones más consistente, con respaldo para las subvenciones durante los años menos rentables de una compañía. Armar una reserva de fondos para beneficencia ayuda a crear una base sólida, que puede ser necesaria para proyectos a más largo plazo donde se necesitarán fondos por varios años. La empresa puede elegir dotar la fundación de una vez, como en un año en que las ganancias de la compañía sean altas, o durante el transcurso de varios años.

Para informarse más sobre establecer un fondo de dotación, escuche el episodio 26 del podcast sobre patrimonio de Regions, Los beneficios de una dotación: garantizar la longevidad de sus organizaciones sin fines de lucro.

Encontrar el equipo justo

Si bien podría recurrir a los socios que ya tiene en su compañía para cubrir estas necesidades, una excelente opción es trabajar con una organización que tenga una amplia experiencia específica en el trabajo con fundaciones. "Las organizaciones quieren saber si están en línea con lo que están haciendo organizaciones similares. Al tener un grupo que trabaja con organizaciones sin fines de lucro podemos decirles lo que estamos viendo en el sector", explica Braswell.

Como institución bancaria, Regions tiene además otras ventajas como equipo de gestión de fundaciones. "La medida en que trabajamos con otras firmas legales y contables, y el conocimiento de lo que estamos haciendo o hemos hecho con otras fundaciones corporativas nos juega a favor", dice Braswell.

La beneficencia corporativa tiene varias ventajas bien conocidas para las compañías, tanto de manera interna como externa. Y en el mundo de hoy, la presión por demostrar sustentabilidad y responsabilidad es más grande que nunca. Establecer una fundación corporativa bien administrada puede ser una opción eficaz para organizar, amplificar y recibir reconocimiento por el trabajo de caridad de su compañía.

¿Quisiera establecer una fundación corporativa? Comuníquese con el grupo de Dotaciones y Fundaciones de Regions para analizar sus opciones.

Siguiente

En una escala del 1 al 5, donde 1 significa "No muy bueno" y 5 significa "Excelente", ¿cómo calificaría este artículo?

Oprima "Enter" para enviar su calificación

Calificar este artículo

Use este formulario para enviar más comentarios sobre la calificación otorgada.

¡Gracias por su calificación!

¿Desea brindar algún comentario?

¡Gracias por sus comentarios!

Esta información es general y no pretende ofrecer asesoramiento legal, impositivo ni financiero. Aunque Regions considera que esta información es precisa, no puede garantizar que esté actualizada en todo momento. Las declaraciones u opiniones de personas a las que se hace referencia aquí pertenecen a dichas personas, no a Regions. Consulte con el profesional correspondiente respecto a su situación específica y visite irs.gov para conocer las normas tributarias actuales. Regions, el logotipo de Regions y la bicicleta de LifeGreen son marcas registradas de Regions Bank. El color de LifeGreen es una marca registrada de Regions Bank.